Blog

8 errores habituales al realizar una reforma integral
8 errores habituales al realizar una reforma integral
¿Vas a empezar una reforma? En este post recopilamos algunos de los errores más comunes al emprender la reforma integral de una vivienda.
Fecha:
22 de febrero de 2021
Escrito por:
Julio A. Romero Alonso
8-errores-habituales-al-realizar-una-reforma-integral

Cada vez que nos contacta un cliente para realizar una reforma integral de su vivienda se suelen repetir una serie de preguntas y algunos errores o confusiones que hay que intentar evitar. Por suerte, cuando nos llaman, podemos asesorarles sobre la manera correcta de acometer una reforma. Escribimos este post para que estos consejos lleguen al mayor número de personas posible y puedan acometer el proceso de reforma de su vivienda con menos dudas.

Nos referimos a reformas completas, en las que se realiza una demolición completa del interior de la vivienda y después se renueva absolutamente todo (climatización, fontanería, electricidad, iluminación, suelos, acabados, falsos techos, etc.). Es decir, una reforma integral total, con criterios de alta eficiencia energética (y a veces materiales sostenibles y saludables) que son el tipo de reforma más compleja y de las que principalmente recibimos encargos.

1.- Equivocarse en el primer paso

8-errores-habituales-al-realizar-una-reforma-integral

Aunque parezca increíble, el primer paso es donde más se equivoca la gente. Debemos ser conscientes de que este tipo de reformas tienen una complejidad técnica importante, a no ser que seamos técnicos (arquitectos o arquitectos técnicos), no vamos a poder controlarla en solitario. Dicho esto, mucha gente da el primer paso llamando a una empresa constructora, y esto se podría decir que es el primer paso hacia un error. La empresa constructora es la que ejecuta las obras, a veces disponen de técnicos y por supuesto suelen tener experiencia, pero generalmente tienden a defender sus intereses y su beneficio, no van a asesorar de manera completamente transparente sobre lo que se puede y no se puede hacer en la vivienda que hay que reformar.

El primer paso en este tipo de reformas integrales debe ser siempre contactar con un técnico independiente, a ser posible un arquitecto. El arquitecto nos informará sobre lo que se puede hacer fácilmente, lo que es más complicado y lo que probablemente no sea posible realizar. En arrevol Arquitectos, por ejemplo, ofrecemos una primera visita sin compromiso a nuestros clientes, nuestro interés nunca es hacer una obra más cara o más barata (nuestros honorarios van aparte y son independientes del coste de las obras), sino una obra de la máxima calidad y que satisfaga las necesidades de nuestros clientes para que vivan con el máximo confort. Por eso un arquitecto o estudio de arquitectura nos asesorará de una manera mucho más transparente y honesta desde el principio. Además de ser un profesional totalmente cualificado para este tipo de obras.

Dicho esto, no pasa nada por contactar con alguna constructora desde el inicio (si nos gusta podremos pedirle presupuesto más adelante), pero para hacer las cosas bien es mejor dejarse asesorar por un profesional cualificado y sin conflicto de intereses desde los primeros pasos.

2.- Fiarse de los presupuestos iniciales de las constructoras

8-errores-habituales-al-realizar-una-reforma-integral

La cuestión es que mucha gente contacta en primer lugar con una constructora porque quieren saber cuánto le van a costar las obras ¿por qué contactar con un arquitecto si no va a ejecutar las obras y, por tanto, no sabrá decirme el precio de las mismas? Este es otro error muy habitual. Debemos asumir que hasta que no haya un proyecto de reforma definido (planos, memoria de calidades, etc.), nadie puede saber con exactitud cuánto van a costar las obras de reforma. Cualquier precio que indique un constructor tras realizar una primera visita a la vivienda es meramente orientativo y, en ocasiones, más bien “desorientativo” ¿Sabe el constructor con exactitud cuántos tabiques se van a tirar o cuántos metros cuadrados habrá que pintar tras cambiar la distribución? ¿Sabe el modelo de grifo a colocar en el baño o en la cocina? ¿Sabe exactamente cuántos enchufes necesitamos en cada estancia?. Ese mismo presupuesto que da el constructor, nos lo puede indicar un arquitecto basándose en el tamaño de la vivienda, la complejidad de la obra y en las bases de precios medios y su experiencia en trabajos anteriores similares.

Nos encontramos muchas veces con presupuestos de constructoras enviados a clientes tras una primera visita, que tienen como mucho tres hojas y en los que aparece “1 enchufe”, “1 interruptor”, “1 puerta”, etc. Estos presupuestos no son reales y, por supuesto, nada fiables. Debemos tener en cuenta que un presupuesto bien detallado de una reforma de estas características, desarrollado en base a un proyecto de reforma, puede tener una extensión de unas veinticinco hojas o más (depende del proyecto, pero para hacernos una idea, un presupuesto detallado es bastante extenso).

No hay que infravalorar un presupuesto bien hecho, ya que no contiene únicamente los precios, también indica las calidades, los componentes, los métodos de ejecución y las mediciones. Todos estos datos permiten, después, controlar que las obras se están ejecutando con calidad. El presupuesto es, junto con los planos, uno de los documentos más importantes en cualquier reforma integral (y cuanto más compleja sea la obra, más importante es tener un presupuesto bien elaborado).

Por eso no sirve de nada pedir presupuesto al principio, cuando lo que queremos hacer en la reforma no está definido al detalle. El profesional adecuado para definir un presupuesto en base a nuestras necesidades es un arquitecto. Por eso lo mejor es contactar con uno desde el principio. Es la garantía de que la reforma se hará de acuerdo a nuestras necesidades y con las calidades que queremos. En conclusión, primero hay que desarrollar los planos, el presupuesto ciego y demás documentación técnica de la reforma integral y, después, toda esa documentación se manda a las constructoras para que nos den un precio definitivo y fiable.

3.- No pedir precio a varias constructoras

8-errores-habituales-al-realizar-una-reforma-integral

Además del punto anterior, también nos encontramos a muchas personas que solo piden un precio y que nos preguntan si merece la pena pedir varios. Por supuesto que hay que pedir varios precios. Generalmente cuando vamos a comprar cualquier cosa miramos varios precios, cuanto mayor es la inversión, más importante es realizar esta comparación de precios. Una reforma integral es una inversión muy importante y nosotros recomendamos pedir precio, al menos, a 3 constructoras distintas.

Las diferencias entre una empresa y otra pueden ser muy grandes (de varias decenas de miles de euros) así que es fundamental pedir varios precios. Esta tarea es, como muchas otras, mucho más sencilla de llevar a cabo si hemos contratado a un estudio de arquitectura que nos pueda recomendar empresas y encargarse de enviar a las diferentes constructoras toda la documentación del proyecto de reforma, así como resolver todas las dudas que les surjan y revisar las distintas ofertas.

4.- No realizar estudios previos

8-errores-habituales-al-realizar-una-reforma-integral

Los estudios previos son los grandes desconocidos de las reformas. Como hemos dicho en los párrafos anteriores, no podemos tener un presupuesto fiable sin antes desarrollar un proyecto de reforma detallado. Pero tampoco es posible desarrollar un proyecto de reforma detallado sin antes estudiar a fondo la vivienda que hay que reformar.

Mucha gente contacta antes que nada con una constructora o incluso con otros profesionales arquitectos y, tanto unos como otros, realizan, sin apenas haber medido la vivienda y a veces de manera gratuita, una propuesta de reforma, es decir unos planos de distribución de cómo quedaría la vivienda reformada. Es ingenuo pensar que un trabajo tan complejo e importante, como es realizar una propuesta de diseño realizable y garantizada, se pueda obtener gratis (serán como mucho aproximaciones que si no se verifican nos podrán dar problemas durante las obras). Merece la pena invertir un poco más por un trabajo bien hecho, estamos hablando de la vivienda en la que probablemente vamos a vivir durante muchos años.

Así, para tener una primera propuesta de distribución para la reforma de nuestra vivienda, primero es necesario realizar unos estudios previos. En arrevol Arquitectos realizamos nuestros proyectos con la máxima calidad y, antes de realizar ninguna propuesta, realizamos como mínimo una medición detallada de la vivienda, a partir de la cual desarrollamos el plano de estado actual. A partir de este plano, se identifican puntos clave en los que realizar pequeñas calas para identificar elementos estructurales e instalaciones principales, como pilares, vigas, bajantes, tuberías de calefacción y de suministro, etc. (algunos de estos elementos no se pueden quitar y por tanto serán condicionantes importantes de cara al diseño). Dentro de los estudios previos se pueden llegar a incluir termografías (de cara a elegir las mejores estrategias para conseguir la máxima eficiencia energética) o incluso un estudio geobiológico (líneas Hartmann, Curry, Benker, niveles de gas Radón, etc.).

Estos estudios previos apenas llevan unos días de trabajo pero son sumamente importantes para después poder realizar un diseño de distribución óptimo y que permita sacar el máximo partido a la vivienda.

5.- Querer ahorrar dinero en el arquitecto

8-errores-habituales-al-realizar-una-reforma-integral

Al llegar a este punto reconozco que hay un claro conflicto de intereses, ya que parte de nuestro negocio es realizar proyectos de reformas integrales (de muy alta eficiencia energética) de vivienda y la dirección de obra de las mismas.

Pero en nuestra opinión (siendo objetivos y honestos) este es otro de los errores que comenten a veces los clientes. Deciden no contar con el arquitecto para tener un gasto menos, lo cual si la reforma es integral es un error (y si se pretende alcanzar una elevada eficiencia energética más aún). Contratar a un buen estudio de arquitectura o arquitecto es una de las mejores inversiones que puedes hacer si quieres llevar a cabo una reforma integral de calidad. Nosotros asesoramos en todo momento a nuestros clientes y todos los documentos que elaboramos para un proyecto de reforma ayudarán más adelante a ahorrar dinero, a controlar el gasto o a invertir en las cosas que de verdad son importantes.

Para garantizar la calidad del proyecto y de las obras de reforma la constructora nunca debe controlar/contratar al arquitecto o tenerlo integrado en su equipo, ya que existiría un claro conflicto de intereses, sobre todo en la fase de obra (¿Cómo haces repetir un trabajo mal ejecutado a la empresa que te paga el sueldo?). El arquitecto debe tener poder para controlar la calidad en todo el proceso de reforma, debe formar equipo con la propiedad, para asesorarla y defender en todo momento sus intereses.

6.- Querer empezar las obras de inmediato

8-errores-habituales-al-realizar-una-reforma-integral

Un punto clave en cualquier obra de reforma es el plazo, normalmente cuanto antes mejor. Pero no tiene sentido contactar con un arquitecto o un constructor y querer empezar las obras de inmediato o en un par de semanas. Es fundamental dedicar unas semanas a la realización de los estudios previos y al desarrollo de los planos y demás documentos del proyecto de reforma. Antes de empezar las obras lo mejor es tener el proyecto, las calidades y el presupuesto definidos con el máximo detalle. Así evitaremos imprevistos y gastos “sorpresa” durante el desarrollo de las obras de reforma.

Por ejemplo, en arrevol Arquitectos ofrecemos varias opciones de diseño de distribución a nuestros clientes, y después optimizamos el diseño elegido hasta que cumple con todos los requisitos. Este proceso requiere, en el mejor de los casos, varias semanas de trabajo y de reuniones con nuestros clientes. El tiempo invertido merece la pena porque, además de tomar muchas decisiones y pensar en factores que ni se les habían pasado por la cabeza, al final damos con un diseño que aporta el máximo confort y calidad de vida.

El diseño, los planos de instalaciones, los planos de la cocina, los detalles constructivos, la memoria de calidades o el presupuesto, son documentos que hay que elaborar antes del comienzo de las obras y que nos permitirán disfrutar (y no sufrir) durante la reforma de nuestra vivienda, ya que harán que discurra sin imprevistos.

7.- Solo pensar en la estética y olvidarse de la calidad y el confort

8-errores-habituales-al-realizar-una-reforma-integral

Desde luego, todos queremos tener una vivienda bonita y en arrevol hemos realizado diseños espectaculares. Pero otra de nuestras labores es asesorar al cliente sobre cómo invertir mejor su dinero en la reforma de su vivienda y la estética no es siempre lo más importante. Al final lo que más valoramos de nuestra vivienda es si estamos a gusto, si disfrutamos de un nivel de confort acorde a la inversión realizada y si las calidades de los elementos y materiales son las adecuadas (sobre todo su durabilidad).

En una reforma integral es muy probable que merezca la pena invertir una parte importante del presupuesto en renovar todas las instalaciones, cambiar todas las ventanas e instalar un nuevo sistema de climatización (lo cual se traducirá, además, en un ahorro en el futuro, ya que la casa gastará menos energía). Estos cambios son fundamentales para vivir cómodamente en nuestra vivienda y que todo funcione como la seda. Por supuesto la estética debe ser acorde a nuestros gustos pero es mucho más fácil de cambiar en un futuro si no hay presupuesto en un primer momento (no es lo mismo pintar la casa o colocar un papel pintado que sustituir el sistema de radiadores por un suelo radiante refrescante, por ejemplo. Lo primero es muy sencillo pero lo segundo requiere de una obra importante).

Si la distribución, la calidad de los espacios y las instalaciones de la vivienda son buenas, tendremos una base perfecta para realizar todas las mejoras estéticas ahora o en el futuro.

8.- No indicar todos los requisitos desde el principio

8-errores-habituales-al-realizar-una-reforma-integral

Este problema se da en algunas ocasiones, cuando la comunicación entre la propiedad y el arquitecto no funciona o, simplemente, cuando a la propiedad se le olvida comentar alguno de sus requisitos. Para que no surjan imprevistos hay que tener total confianza en el arquitecto, ya que este realizará un diseño en base a la información que tenga. Algunos temas del diseño de una vivienda rozan la intimidad, no es solo como queremos las cosas si no como nos gusta usar y vivir los distintos espacios: incluir o no el bidé en los baños, el tamaño de la ducha, el tamaño de la cama de matrimonio, el número de armarios o espacios de almacenaje, cocina abierta o cerrada, etc.

En arrevol tenemos un cuestionario para no dejarnos ningún detalle en el tintero, pero cada cliente es distinto y a veces hay requisitos especiales. Por eso hay que confiar en nuestro arquitecto y darle toda la información posible desde el principio.

8-errores-habituales-al-realizar-una-reforma-integral

En conclusión, aunque las reformas integrales tienen fama de ser procesos difíciles de soportar, se pueden hacer mucho más amenas y llevaderas si tomamos las decisiones adecuadas y tenemos en cuenta los puntos anteriores. Si quieres un resultado óptimo y disfrutar de una vivienda a medida, de calidad y con el máximo confort contrata a un arquitecto. En arrevol estamos especializados en reformas de viviendas de alta eficiencia energética, si necesitas un arquitecto para que te asesore y acompañe durante la reforma de tu vivienda cuenta con nosotros.

Compartir

3 comentarios

  1. Bien constructores los hay de todo tipo al igual que arquitectos …creo que deja los constructores en mal lugar lo cual es generalizar .por otra parte se olvida de los arquitectos con constructora propia….esos si son peligrosos se olvidaron comentarlo .Un saludo!!!!

  2. Con lo bien que iba… y de repente olvidamos la ciencia y hablamos de líneas Hartmann y demás.
    Una verdadera pena.
    Es como la homeopatía, me parece muy bien que cualquiera la use si se confía la salud a la medicina. Pero sabiendo que se ha demostrado que es exactamente igual que el placebo, no me parece de rigor intentar introducirla como medicina, sea alternativa, complementaria o como se quiera llamar.
    Las líneas Hartmann no pueden influir en los cálculos en una reforma. Si crees que los campos magnéticos te afectan, cómprate un imán comercial, que son varios órdenes de magnitud más poderosos que el campo magnético de la tierra. Aunque seguramente será efecto placebo igualmente. El poder de la autosugestión es enorme, pero es que es eso, autosugestión.

    De todas formas, muchas gracias por todos los posts vuestros que he leído hasta ahora.

    1. Buenas tardes M.

      Todos los cálculos que hacemos para un proyecto ya sean de instalaciones o de estructura no se ven nunca afectados por las "exigencias" que nuestros clientes puedan tener. Pero las líneas Hartmann, Curry, Benker o incluso el Feng Shui, aunque son ignorados por la mayoría, son de gran importancia para otras personas.

      Nuestra labor como arquitectos es la de diseñar una vivienda que sea cómoda, funcional , estética y que consuma lo menor posible, pero sin abandonar en ningún momento las necesidades y requisitos que demande el cliente (sean los que sean), siempre que lo uno no contraponga lo otro.

      Nos alegra que te guste el blog.
      Un saludo,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Cómo es una casa de steel framing?
Qué es el confort de una casa y cómo se puede medir
¿Cuál es el precio de una reforma integral en Madrid?
7 pasos a seguir para construirse una casa de principio a fin
5 ventajas de construir una casa moderna de madera